miércoles, 6 de junio de 2007

¡Qué PPesadilla!

...y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale
y dale...

3 comentarios:

MK dijo...

Cómo puedo decodificar Telemadrid de mi tele????!!!!

Max dijo...

MK, me da la impresión de que por “decodificar” quieres decir eliminar Telemadrid de las sintonías de tu televisor.

Se me ocurren cuatro maneras de que Espe no te joda lo que eres:

1.- Mira el manual de tu tele (si no has sobreestimado tus habilidades con el botón ON/OFF de la tele y con los botoncillos del mando a distancia, y lo has tirado). El manual te dirá cómo asignar sintonías a las diferentes memorias de presintonía de tu televisor. A la memoria 1, le asignas TVE 1 (por ejemplo); en la memoria 2 presintonizas la 2 de TVE, y sigue asignando emisoras a tus memorias pasando de Telemadrid (también te recomendaría que pasaras de Antena 3, pero como me meta por esa vereda pasamos a la fase 4 directamente).

2.- En esa maniobra de resintonizar tu tele puedes hacer una cosa muy interesante: en la memoria donde ahora tienes Telemadrid podrías dejar sintonizada una señal vacía (la nieve esa con ese soplo tan desagradable). Este canal de ruido podría ser tu refugio cuando las cosas se pongan mal con el zapeo. El ruido que ofrece la falta de sitonía es mucho más sincero que el ruido que emite TeleEspe. Ese ruido vacío, sin carga de significantes (que los carga el diablo), sin inauguraciones, sin contenido, te dejará divagar por tus propios contenidos como si fueras persona libre. Para esta creativa actividad es recomendable bajar el volumen del televisor hasta que deje de ser desagradable y, si es necesario, suprimirlo con el botoncillo “mute”.

3.- Descubre las maravillas del botón ON/OFF. Es mucho más fácil de utilizar de lo que parece. Puedes empezar apagando el televisor durante un programa que no te guste. No albergues Esperanzas en el zapping, más allá tampoco hay nada, ¡¡apaga la tele, coño!! Con el tiempo, la práctica y un poco de tesón llegarás a apagar el televisor incluso durante programas entretenidos. Entonces estarás listo para la opción 4.

4.- Esta es la fetén: tira el televisor a la basura (basura somos y a la basura volveremos) y descubrirás todo un mondo paralelo que hace años que te acompaña, invisible entre los ruidos y las sombras que arroja el televisor en tu hogar dulce hogar. Descubrirás que hay vida más allá de la pantalla, que tus opiniones estarán menos “en la onda del discurso mediático” pero serán más frescas, incluso serán completamente tuyas, que hay más tiempo del que parece para leer ese libro eternamente pospuesto, que tu contrario, o contraria, está bastante bien... qué digo bien, está como para...

Si culminas con éxito la opción 4, bienvenido al club de los APÓSTATAS DE LA FE CATÓDICA.

Viajero dijo...

Cuanta chorrada, si no te gusta no la veas.