miércoles, 8 de agosto de 2007

Sun Ra



Sun Ra, protagonista de una de las experiencias más raras y abrumadoras que he tenido con la música.

Asistí a un concierto suyo en Amsterdam, en el verano de 1972. Estaba previsto que durara veinticuatro horas con la siguiente premisa: cuanto más resistiera el público escuchando, menos cobraría Sun Ra Arkestra.

Yo disfruté una tarde y una noche seguidas. No sé lo que pasó después. Vi a la Arkestra tocar al completo, formando cuartetos, sextetos o nonetos; a Sun Ra tocando solo el piano y los teclados, cantando. Eran otros tiempos, la sicodelía y eso. Se podían consumir drogas en el auditorio sin problemas. Se podía escuchar la música tumbado. Casi como en casa, vamos. Y la resplandeciente deidad solar en frente, al alcance de la mano, arriba del escenario, allí mismo. Eso era ciencia ficción. Y era jazz, jazz de ciencia ficción. Ellington en tripi, alter ego de Sun Ra.

1 comentario:

pesadina dijo...

el del gordo y el flaco va a tuta pastilla, pero el 1º no consigo que lo cargue. dice esperando a youtube, pero no entra ni un bit. igual sólo me pasa a mí; pero NO me pasa con el del gordo y el flaco inssisto